<$BlogRSDUrl$>
Empedrados de Buenos Aires

Así como el asfalto esconde al viejo empedrado de las calles, la historia oficial esconde ese empate de olvidos y recuerdos que forman la memoria colectiva de nuestro damero urbano. Este weblog de voces múltiples nos habla de un espacio en común habitado por mundos a descubrir ¡vamos a andar!

seguimos buscando un diseño lindo y funcional
diseño optimizado para 1024 x 768 px

jueves, septiembre 15, 2005


Ahí va el ranking de los peores colectivos. El que quiera elabora el propio y lo sube.

1. Línea 42 (una línea que debe contar con 5 móviles en total, como mucho)
2. Línea 24 (los veo todo el tiempo...cuando no los tengo que tomar)
3. Línea 92 (típico caso de "no pasan nunca, o pasan cinco al mismo tiempo")
4. Línea 67 (sobre Av. 9 de Julio nunca es fácil dar con sus paradas)
5. Línea 51 (gauchita, muchos ramales, pero de noche es la única alternativa al tren Roca y pasa uno por hora).

Esto es personal y la idea es que cada uno suba el suyo.

F.F.

El 25 y Yo
Sí, para unos fue Platero y Yo, para otros el gusanito Giovannino del Topo Gigio, pero desde mi temprana irrupción en la vida el VentiBondi, afectuosa denominación con que las gentes que poblabamos su serpenteante recorrido desde Devoto a La Boca, otorgaba a la otrora heladera blanca fileteada en negra con forma de colectivo, formó parte de ella. Les cuento...
Ya nonato me acunó en la panza de la mama este noble bondi, cuando la vieja iba a trabaja a Parque Patricios desde la Gayola (1 cuadra para afuera calle Cervantes para más presición); terminaba el '62 porque yo, como Fito, nací en el '63. Y aquí se impone la etimología de la palabra: Bondi = apócope cariñoso de albóndiga, peyorativa expresión para el conjunto de chatarra rodante que a nivel vernáculo conocemos como el colectivo. Luego, del inglés, Bondi, Bondier = conductor del Bondi: personaje que en antaño se dejaba crecer la uña del anular o el meñique para cortar boletos u otros menesteres como eliminar restos de morcipan...
Más de cuarenta años llevan mis huesos soportando (ahora de vez en cuando) la dura prueba de recorrer los lares de Floresta, Flores, Caballito, Chacabuco, Parque Patricios, Pompeya y la República de la Bosta; por cuyas calles se desparramaron mis familiares, mis trabajos, mis amoríos, los anexos de mi añorada UTN. Invito al visitante a entrar en comentarios y disfrutar de "Pasajeros del Amanecer", Romanza elaborada tras años de monótono traqueteo sobre elásticos quebrados, que hacía que una paliza de la Guardia de Infantería de la Federal, se pareciera a un vigorizante masaje de "Pilates": he allí mi requiem al 25, Bondi que fue el primero en cortar boleto (allá por 1943) y el primero en morir con las expendedoras frías (los gallegos mugrientos no querían poner un mango) que, en 1994, mataron la poesía de colores de aquel papelito que iba en el anillo y que nos deparaba la alegría del capicúa, el pingüinito o algún conjuro secreto en la suma de sus números: el Angel Gris quiso que yo lo leyera en Flores un día de 1987 y la sumatoria dió 6, la "F", que extraño -pensé- no conozco mina con F... No sabía que en Nazca y Bacacay el Ventibondi me paseaba por delante de los ojos de Fabiana... mí Fabiana, desde nace 18 años. Entren, vale la pena.
S.L.

Etiquetas: , , , , , , ,